COLUMNA DEL SENADO: Marco A. Gama Basarte *Nuevo

IR A PORTADA

*Nuevo enfoque para combatir obesidad y males renales

Hay preocupación porque el sistema de salud en México no cuenta con la capacidad suficiente para atender a todos los enfermos de insuficiencia renal crónica, lo que nos obliga a llamar a la Secretaría de Salud a cambiar de un enfoque correctivo a uno preventivo para detener el avance de los males renales y el sobrepeso.

Es hora de una verdadera revolución en la lucha contra la obesidad y es imperativo cambiar nuestro estilo de vida.

Por ello propongo la realización de un foro público para combatir la obesidad, toda vez que nuestro país ocupa el segundo lugar mundial de población con sobrepeso, siendo esta condición, el principal factor de riesgo en el desarrollo de enfermedades como la diabetes mellitus y cardiovasculares.

Hasta octubre del año pasado, de acuerdo con la Encuesta Nacional de Salud Pública y Nutrición, el 72.5 por ciento de la población tiene sobrepeso y obesidad, mientras que la diabetes es la segunda causa de muerte en el país con más de 100 mil decesos por año desde el 2016.

También propongo que por ley se ofrezca en todas las tiendas de conveniencia y en todas las escuelas, frutas, verduras, legumbres y semillas, además de que se aplique con oportunidad la normatividad que ya prohíbe la venta de comida chatarra en los planteles educativos, pero que en realidad es letra muerta.

Pero demás requerimos ofrecer a todos los mexicanos, sin distingo, acceso fácil y barato a una canasta básica semanal de calidad, ya sea en tianguis, supermercados, centros de abasto y bodegas.

Estado mexicano está obligado constitucionalmente a proteger la salud de niños y niñas para prevenir el sobrepeso y la obesidad.

El sistema de salud está colapsado ya, no podemos seguir con el mismo modelo, hay que cambiar del actual enfoque correctivo a uno preventivo.

No hay dinero que alcance para atender a todos los enfermos, por eso sostengo que necesitamos cambiar nuestro estilo de vida y eso sólo lo lograremos con políticas públicas efectivas, cumpliendo la normatividad, pero lo más importante, ofreciendo alternativas accesibles de alimentación a todos los mexicanos.

En materia de salud México está ante el enorme reto de abatir los índices de obesidad y sobrepeso para garantizar atención de calidad a toda su población.

Quiero ser enfático en esto, si no atendemos las causas, con cada bolsa de comida chatarra, con cada bebida embotellada que adquirimos con mucha facilidad, seguiremos viendo morir poco a poco, día a día, a nuestros seres queridos, porque cuando lo requieran, no habrá posibilidad de atención médica por la saturación del sistema hospitalario nacional.