AEROPUERTO: Por Ángel Pujalte Piñeiro

*Apenas se da cuenta López Obrador

*Enfrentará a contratistas mañosos

El fin de semana pasado el presidente electo Andrés Manuel López Obrador anunció que el avance de las obras del NAICM no era el 35% sino el 20%. Casi la mitad. Y que los constructores le anunciaron un incremento de 80 mil millones de pesos y que se rehusó a aceptarlo.

Con lo que demuestra que no tiene claro con quienes va a tener que tratar en las obras públicas.

Los contratistas son unos mañosos muy mal acostumbrados que abusan de las deficiencias y errores de la normatividad, de la corrupción de funcionarios echados a perder y de la ingenuidad de los clientes.

Para ellos lo único importante es conseguir el contrato, de lo que sea y por el monto que sea. Mientras más abstracta y ambigua sea la obra, mejor. Ya con el contrato en la mano en forma taimada, con suavidad y poco a poquito, empiezan a cambiar sus compromisos y elevar los costos.

Conscientes que mientras más avance la obra más comprometido tienen al cliente, por todo lo que ha gastado y la presión de recibir algo a cambio. Y mientras más empinado está el cliente más complican las cosas para simplificar y encarecer lo de ellos y al final entregarán lo que sea, como sea, hasta que ya no puedan sacarle más dinero al cliente o alargar los plazos.

El libro “La infracultura en la construcción”, exhibe todo este tipo de comportamientos desviados en las obras y la forma de evitarlos. A pesar de que se publicó en 1997, hace más de veinte años, su contenido no envejece. Desgraciadamente es al contrario, cada día cobra mayor vigencia. Cada día crecen y agravan los comportamientos desviados en las obras. Cada día es peor la falta de profesionalismo y nula ética. Cada vez son menos los principios y valores.

Como en las obras todo se puede contar, medir o pesar es fácil agarrar a los contratistas con los dedos en la puerta. Con una auditoría de la obra se puede saber si todos los conceptos y volúmenes cobrados están ejecutados y en lo que no sea así, acusar al contratista y al que autorizó los pagos de fraude y delincuencia organizada. Para grandes problemas, grandes soluciones.

Liga de tres artículos publicados relativos al NAICM y uno al colegio.

Desconcentrar al país

http://grillaenelpoder.com/31/index.php/columnas/columnistas/1843-ya-se-debe-tapar-el-paso-a-los-lambiscones-y-mercenarios-que-se-ostentan-como-ingenieros

El valor de la opinión del colegio sobre el NAICM

http://grillaenelpoder.com/31/index.php/columnas/columnistas/1669-polemica-por-angel-pujalte-pineiro-la-inteligencia-nacional

El aeropuerto un barril sin fondo

http://grillaenelpoder.com/31/index.php/columnas/columnistas/1443-rechazo-por-angel-pujalte-pineiro

Liga del artículo sobre el intento del colegio para impulsar una ley de profesiones a modo.

http://www.grillaenelpoder.com.mx/news/index.php/columnas/columnistas/1519-inviable-iniciativa-de-ley-de-profesiones-que-pone-la-iglesia-en-manos-de-lutero

Sigo trabajando en el libro “Ley de Obras Públicas, fundamentos y complementos”. El análisis de una ley que funciona como herramienta predilecta de corrupción, por su impunidad y la cuantía de los recursos que permite desviar. Por lo que he dejado pasar muchas cosas, pero no podía dejar pasar esto.

https://angelpujaltepineiro.com/ , Autor de: La infracultura en la construcción, La anomia, Disección de la Ley de Obras Publicas y Servicios Relacionados con las Mismas, ¿A dónde Vamos, México?

¡Fe de Erratas del Desarrollo Nacional! y en proceso de publicación: Ley de Obras Públicas, fundamentos y complementos, El descalabro de la razón y Geopolítica, la hermana perversa de la Ingeniería Civil.