• Home
  • Columnas
  • Columnistas
  • COLUMNA CAPITALINA: Engañaron a Claudia Sheinbaum
FDFDFD.jpg

COLUMNA CAPITALINA: Engañaron a Claudia Sheinbaum

  • Su gabinete le miente a la Jefa de Gobierno sobre el avance en la entrega de las nuevas tarjetas a los adultos mayores.

Por Alicia Martínez.

La promesa de la Jefa de Gobierno de la Ciudad de México, Claudia Sheinbaum, de que para el mes de julio estarían entregadas las nuevas tarjetas de ayuda económica del Bienestar de las Personas Adultas Mayores, está lejos de cumplirse, esto porque, incluso, personal de las Educadoras de Salud, del anterior programa, se han incorporado a la entrega masiva debido a que los Servidores del Pueblo no han podido cumplir con la meta programada.

Y es que al momento de los informes, gente de su gabinete, de su confianza, le ha mentido sobre esta entrega de apoyos para los adultos mayores en la Ciudad de México. Todo comenzó en marzo pasado cuando Claudia Sheinbaum se reunió con las Educadoras de la Salud en el Teatro Fausto Vega, el personal de campo le informó sobre las quejas que había sobre el trabajo de los Siervos de la Nación y fue ahí, donde la Jefa de Gobierno les dijo: “la información que yo tengo es que todas las tarjetas ya fueron entregadas”.  

Los reclamos no se hicieron esperar dos educadoras, cada una por su cuenta, mostraron aproximadamente 200 expedientes con casos en los que adultos no habían recibido su nueva tarjeta, la Jefa de Gobierno volvió a asegurar que la información que le hicieron llegar es que la zona de la demarcación Benito Juárez había concluido al 100 por ciento el cierre.

Los casos que más llamaron la atención: personas de la tercera edad recibieron su tarjeta pero sin fondos, es decir, alguien se gastó su dinero, lo lamentable, es que el nuevo personal del Instituto para la Atención de los Adultos Mayores de la Ciudad de México, el recomendado por la misma Jefa de Gobierno, no ha hecho nada al respecto, ya son miles de pesos del faltante y no dan explicación a los adultos.

Las quejas entre la población son muchas, a tal grado, que los Siervos de la Nación decidieron quitarse el uniforme para no ser acosados por los adultos mayores que les exigen su tarjeta, en tanto que las Educadoras de la Salud tienen el objetivo de entregar también dichos apoyos en toda la Ciudad de México.

Por otra parte, también dieron a conocer que Dolores Padierna y René Bejarano dieron la instrucción a los Servidores de la Nación de informar a la población de que las Educadoras ya no los iban a atender. Ante tal escenario contradictorio, hasta personal de estructura del Instituto para la Atención de los Adultos Mayores de la Ciudad de México  han tenido que trabajar en campo en esta entrega, pero solo el que no es de confianza de la Jefa de Gobierno, así que ¿los demás qué hacen?

No se pierda mi próxima columna sobre el mismo tema.